Foto Efe

Juan Manuel Piñuel Villalón, natural de Melilla, de 41 años, casado y con un hijo, llevaba dos meses en cuartel de Legutiano en espera de reunir méritos para elegir un destino que le devolviera con su familia. Es la nueva víctima de ETA. Nuevo amanecer triste en Euskadi.

“Estoy harto de ver estos amaneceres tristes en la sociedad vasca. Quiero que esto acabe. El pueblo vasco ha sufrido demasiado. No nos merecemos la violencia de ETA… “

“…pero no podemos caer en el desanimo, no podemos resignarnos. Yo no me voy a resignar. Quiero trasladar un mensaje de esperanza, porque creo que realmente exige a quien podemos hacerlo que hagamos cosas, que busquemos soluciones”.

Así ha reaccionado el Lehendakari Juan José Ibarretexe, sobre un atentando sufrido en el mismo pueblo que vive su jefe de gabinete, en el mismo que hasta hace poco gobernaba Batasuna.

Dice que buscará soluciones. Tal vez, la mejor sea dejar de mirarse al ombligo. De verdad, hagamos cosas.

El primer acto me tocó cubrir en EL MUNDO, recién acabada la carrera, fue un aviso de bomba en el Corte Inglés de Bilbao. “Por si acaso, no te acerques demasiado”. Ése fue el consejo del mismo que firma la información del atentado hoy en la web de El Mundo. Al final, no hubo bomba. Ese día salí antes de la redacción. Algo que no podrá hacer más Juan Manuel Piñal.