Hoy lunes, una  buena inyección de vitalidad con Miguel Nonay, viajero y responsable del blog A salto de Mata y de la iniciativa Viajeros sin Límite. “Me interesa llagar a la gente que pasa por un momento malo en la vida. Si yo, que a priori estoy peor, puedo superarlo, por qué ellos no van a poder hacerlo”. Con este planteamiento lleva alimentando su blog desde el año 2008, donde cuenta todo lo que viaja a lomos de su silla de ruedas ya sea por el desierto del Sáhara, bucenado por la Costa Brava o por la selva de Costa Rica. Así es como viaja Miguel, a salto de mata en camello, piragua o paracaídas. “Las limitaciones no están en las personas, están en los entornos. Si los hacemos amigables, adiós a los problemas”.

A continuación alguna de las partes de la entrevista en compañía de Egoitz Goikoetxea y Eduardo, HombreLobo.

A Salto de Mata. “Comencé en 2008 cuando descubrí la experiencia de una viajera. Entonces me lancé a contar mis experiencias. Los viajes que hago no tendrían mayor importancia si no los hiciera en silla de ruedas, aunque para subirme a los árboles la dejo abajo y para descender los ríos, en tierra. Lo que me interesaba, cuando empecé, era llegar a la gente que pasa un momento malo en la vida. Si alguien que, a  priori, está peor que ellos lo puede hacer, porque ellos no van a poder superar su problema o recorrer aquellos lugares con los que sueñan”.

El caso RENFE. “Me invitaron al primer evento de viajeros en la red en Madrid con el escritor Javier Reverte. Me decidía a viajar desde Zaragoza en el AVE y hacerlo con mi scooter. Por sorpresa, no me dejaron montarme por la silla que llevaba. Yo no entendía que esto pudiera ocurrir en España. Yo iba a ir a Madrid en tren o en mi vehículo o con un amigo que me llevara. Entonces lo colgué en las redes sociales y en mi blog. En pocas horas cientos de seguidores empezaron a copiarlo y a difundirlo. A las 24 horas me llamaron de RENFE para solucionarlo. Yo les contesté que no quería que solucionaran el problema específico, si no que me dieran el compromiso de que nunca a nadie más le pudiera ocurrir algo así. En su libro de incidencias no aparecía este tipo de vehículos. El Defensor del Pueblo exigió la modificación inmediata. Fue mi primera reclamación de lugares no accesibles que se han resuelto a través de diferentes canales”.

Viajes sin límite: 25 personas involucradas. “A raíz de todo lo que iba contando, mis amigos me animaban a no sólo informar sino también a resolver. Viajeros sin límite surge como una web informativo sobre cómo se puede acceder a los sitios.

“Existían muy buenos blog sobre qué hay que ver, pero ninguno sobre cómo acceder a esos lugares.Si podemos anticiparnos a las barreras, podemos resolverlas”.

 

Espacios amigables. “De esta información útil surgieron después otros servicios como tasaciones de accesibilidad con grandes cadenas de hoteles y pequeños comercios. Y también estudiar cómo convertir en amigable grandes espacios no hostiles como puede ser el océano, la selva o el desierto. Ahora hemos convertido en amigables rutas sin cambiar los trazados: domándolos, domesticándolos. Hemos abierto vías accesibles de buceo en la Costa Brava,  en el desierto del Sahara, en la selva de Costa Rica y este fin de semana en las Bardenas Reales de Navarra.  Con todo esto aportamos un valor añadido en todos estos lugares. Y así permitimos que todas las personas podamos vivir los lugares, los paisajes. Queremos que las personas con discapacidad tengan las mimas vivencias que todos, caminar, subir, entrar por donde lo hacen todos. Lo contrario es excluir, crear guetos. Y hacerlo no por capricho, si no por dotar todos esos lugares de un valor añadido”.

Hemos abierto vías accesibles de buceo en la costa brava, en el desierto del Sahara, en la selva de Costa Rica y este fin de semana otra en las Bardenas Reales en Navarra.

**Escucha el podcast y descubre su experiencia en el Sahara o en las Bardenas Reales de Navarra. Y sonríe, que no hay problema que no tenga solución.